Skip Navigation

University of Nebraska–Lincoln

UNL Extension in Lancaster County

Insects, Spiders, Mice and More

Sepa cómo. Sepa ahora.

Manual Para el Control de Cucarachas

Capítulo 8 - Los Insecticidas y Su Salud

Los Insecticidas y Su Salud
Figura 8-1. “Déjeme asegurarle, señora, que estos químicos
son perfectamente inofensivos” (J. Kalisch)

¿Son Peligrosos los Insecticidas?

Debido a que los insecticidas se usan para matar insectos, son tóxicos para el insecto y para los organismos que están cercanamente relacionados. Algunos insecticidas matan a los insectos interfiriendo con la transmisión de nervios; estas clases de insecticidas son potencialmente tóxicos a otros animales, incluyendo a los humanos, porque el sistema nervioso en todos los animales es parecido en su estructura y función.

La toxicidad de cada insecticida es diferente y relacionada con su estructura química que es única. La mayoría de los insecticidas etiquetados y usados dentro de la casa para el control de las cucarachas tienen una toxicidad de baja a moderada y se debe de tener precaución para evitar la exposición hacia usted, hacia su familia y hacia sus mascotas. Es mejor colocar los insecticidas estratégicamente para reducir la exposición hacia usted y hacia su familia.

En los últimos 20 años, los fabricantes han desarrollado productos que son menos tóxicos para las personas y para las mascotas. Cuando se aplican correctamente, estos productos son dirigidos más específicamente a la plaga y le reducen los riesgos a las personas.

La idea de controlar el riesgo se expresa con la Fórmula de Riesgo:

Riesgo = Toxicidad X Exposición

El tener el conocimiento de la toxicidad de un producto y el saber sobre la posibilidad de exposición personal hace que el riesgo se disminuya. No importa qué tan tóxico sea un insecticida, si la cantidad de exposición se mantiene baja, el riesgo se puede mantener a un nivel razonablemente bajo. La toxicidad de un insecticida no se puede cambiar, pero el riesgo se puede controlar y usted es el que lo controla.

¿Qué es la Toxicidad?

Para hacer su trabajo, los insecticidas deben de controlar la plaga. Por naturaleza, los insecticidas son tóxicos y se deben de manipular con cuidado. Se sabe de la toxicidad de un producto al leer las palabras claves (Tabla 8-1) en la etiqueta. Los insecticidas pueden entrar al cuerpo humano por tres maneras: 1) por la boca (oralmente); 2) por la absorción a través de la piel o los ojos (dermatológicamente); y 3) por la respiración hacia los pulmones (inhalación).

Tabla 8-1. Categorías de la toxicidad de la EPA, las palabras claves que le corresponden, y las toxicidades relativas de los insecticidas.

Indicadores de
Peligro
 
Palabra Clave Peligro (Danger) Advertencia (Warning) Precaución (Caution) Precaución (Caution)
Categoría de Riesgo Categoría I Categoría II Categoría III Categoría IV
Oral DL50 0 - 50 mg/kg >50 - 500 mg/kg >500 - 5,000 mg/kg >5,000 mg/kg
Dérmica DL50 0 - 200 mg/kg >200 - 2,000 mg/kg >2,000 - 20,000 mg/kg >20,000 mg/kg
Irritación en los ojos Corrosivo; la
opacocidad de
la córnea no es
reversible dentro
de 7 días
La opacocidad de la
córnea es reversible
dentro de 7 días;
irritación continúa por
7 días
No causa opacocidad
de la córnea; la
irritación es reversible
dentro de 7 días
No hay irritación
Irritación a la piel Corrosivo Irritación severa a las
72-horas
Irritación moderada a
las 72-horas
Poca o leve irritación
a las 72-horas

La palabra “peligro” (o en inglés danger) aparece en las etiquetas de todos los productos altamente tóxicos (orales, dermatológicos o inhalados), o en aquellos que irritan los ojos o la piel. Solamente hay algunos productos aprobados para el control de cucarachas con esta palabra clave en su etiqueta. El ingerir tan poco como una probada hasta aproximadamente 3½ gramos (aproximadamente ¾ de una cucharadita de té) de estos insecticidas podría matar a una persona adulta de 150 libras. Mucho menos se necesita para matar a un niño.

Advertencia (o en inglés warning) es la palabra clave que se requiere en las etiquetas de todos los productos moderadamente tóxicos, o los que causan irritación moderada en los ojos y/o irritación severa en la piel. La dosis letal para matar a la misma persona adulta de 150 libras es de 3½ a 35 gramos (aproximadamente ¾ de una cucharadita de té a 2½ cucharadas) de uno de estos insecticidas.

Precaución (o en inglés caution) es la palabra clave que se requiere en todas las etiquetas de los productos que son considerados moderadamente tóxicos y hasta relativamente no-tóxicos, o que causan poca a ninguna irritación en los ojos y/o irritación de la piel que puede ser desde moderada hasta algo severa. Una persona promedio de 150 libras se puede morir al ingerir 35 ó más de 350 gramos (2½ cucharadas a más de una pinta) de uno de estos insecticidas.

A algunos insecticidas de la Categoría IV no se les requiere tener una palabra clave en sus etiquetas. Todas las etiquetas deben de llevar la declaración Manténgalo fuera del alcance de los niños (o en inglés “Keep out of reach of children”).

Toxicidades Relativas de los Insecticidas

Existen otras maneras para que usted pueda comparar las toxicidades de los insecticidas. Cuando está en el proceso de obtener una etiqueta aprobada por la Agencia de Protección Ambiental (EPA, por sus siglas en inglés), un fabricante de pesticidas debe de determinar la toxicidad de los mamíferos del pesticida. Por la razón que las compañías no pueden hacer experimentos en los seres humanos, ellos usan roedores para determinar la dosis letal (DL) del pesticida.

Una DL50 oral es la cantidad de un ingrediente activo puro (en miligramos/kilogramos del peso del cuerpo del animal) resultando en un 50% de mortalidad en los roedores de laboratorio cuando se les administra de manera oral. De los resultados de muchos experimentos, podemos comparar la DL50 de los insecticidas y otros químicos. El comprender lo que significa una DL50 puede ser confuso al principio. Una sustancia altamente tóxica tiene una DL50 baja porque toma una cantidad pequeña de la sustancia para matar al animal. En cambio un compuesto menos tóxico tiene una DL50 más alta. La DL50 de cada producto es la parte de la información que se encuentra en su Hoja de Datos de Seguridad del Material (conocida en inglés como Material Safety Data Sheet o por sus siglas, MSDS). Desafortunadamente, no existe ninguna estandarización en la industria química para dichas hojas. Algunas hojas del MSDS muestran la DL50 del producto formulado; otras pueden dar la DL50 del ingrediente activo puro.

Las Tablas 8-2 y 8-3 se pueden usar para comparar las toxicidades relativas de algunos insecticidas y otras sustancias que comúnmente se encuentran alrededor del hogar. Por favor anote la DL50 baja de acetona, la cual es uno de los productos más peligrosos en la casa. Recuerde, una DL50 baja significa una alta toxicidad.

Consideraciones Para la Salud

El Asma y las Alergias. Recuerde en el Capítulo 1, el asma es una enfermedad crónica de los pulmones la cuál se ha convertido en un problema serio en los recientes años para los niños de edad escolar. Estas alergias pueden provocar asma y las heces de las cucarachas son un provocador común del asma.

Los Insecticidas y Su Salud

Tabla 8-2. La DL50 (mg/kg del peso del cuerpo) de algunas sustancias que se encuentran en la casa. (The Merck Index, 13va edición), 2001.)

Sustancia
DL50
Uso
alcohol absoluto
10,600
bebida, conservante
acetona
10.7
quitaesmalte
aspirina
1,000
droga, dolor
cafeína
355
componente en el café, colas
glicol de etileno
8,540
anticongelante
glicol de propileno
24,000-30,000
anticongelante
ibuprofén
626
droga, dolor
nicotina
0.3
componente en el tabaco
sal
3,750
aditivo de comida
vitamina A
7,910
vitamina
warfarin
323
roedenticida, anticoagulante

Tabla 8-3. DL50 de algunos ingredientes activos de insecticidas que se usan en la casa para el control de cucarachas incluyendo a las clases correspondientes de insecticidas. Esta tabla se puede usar para el propósito de comparación, pero es importante recordar que es la concentración y la exposición lo que crea el peligro para la persona (The Pesticide Book,. 6ª. edición Ware. 2004)

Ingrediente Activo DL50 Oral Clase
eugenol (aceite de clavo) nontóxico botánica
metoprene (methoprene) >34,600 regulador del crecimiento de insectos
ácido bórico (boric acid) >10,000 inorgánica
sumitrin (sumithrin) >10,000 piretroide
butóxido del piperonyl (piperonyl butoxide) >7,500 sinergista
hidroprene (hydroprene) >5,100 regulador del crecimiento de insectos
d-limonene (cáscaras cítricas) >5,000 botánica
tierra diatomácea (diatomaceous earth) >5,000 desecante
hidrametilón (hydramethylnon) >5,000 aminohydrazone
tetrametrina (tetramethrin) >5,000 piretroide
permetrina (permethrin) >4,000 piretroide
borato de sodio (sodium borate) 2,550 inorgánica
resmetrina (resmethrin) 2,000 piretroide
piretrinas (pyrethrins), piretro (pyrethrum) 1,500 botánica
acefato (acephate) 855 organofosfato
aletrina (allethrin) 680 piretroide
ciflutrina (cyfluthrin) 500 piretroide
fenvalerato (fenvalerate) 451 piretroide
clorfenapir (chlorfenapyr) 441 pyrrole
imidacloprid (imidicloprid) 424 nicotinoide
cipermetrina (cypermethrin) 250 piretroide
deltametrina (deltamethrin) 128 piretroide
fipronil 97 fiprole
propoxur 95 carbamato
esfenvalerato (esfenvalerate) 75 piretroide
lambda-cyhalothrin 56 piretroide
abamectina (abamectin), avermectin b1 10 toxina natural

La Asociación Americana de los Pulmones (o American Lung Association) dice que los ataques de asma son provocados por cierto número de cosas que incluyen los insecticidas. Los insecticidas, los cuales se saben que causan alergias, provocan el asma, y/o la irritación respiratoria, incluyen los organofosforados, carbamatos, piretroides, piretro, y piretrinas. Los ingredientes activos en la mayoría de los aerosoles que se usan dentro de la residencia, los LPU (Listo Para Usar), y las formulaciones del aerosol y las bombas son parte de la clase de químicos piretroide.

Sensibilidad Especial en los Niños. La Academia Nacional de Ciencias encontró que los niños son más susceptibles a los químicos del medio ambiente que los adultos. Esto es porque los niños comen más comida y beben más líquidos basados en libra por libra y comparándolos con los adultos. Los niños también respiran más rápido e inhalan más aire que los adultos. Así pues considerando el relativo peso del cuerpo, los niños ingieren más químicos que encuentran presentes en el medio ambiente.

A la vez, los órganos de los niños todavía se están desarrollando, son más susceptibles y tienen menos posibilidades de desintoxicar los químicos. Por ejemplo, los pulmones de un niño no se desarrollan completamente hasta que llegan a los 6 – 8 años de edad. Durante los primeros años de vida de un niño, la exposición de los químicos del medio ambiente o a los irritantes puede tener efectos grandes en el desarrollo respiratorio.

El estar expuesto a los químicos en el medio ambiente durante el embarazo puede ser significativo para el niño más tarde en su vida. Los investigadores han descubierto que los fetos pueden llegar a sensibilizarse a los químicos o contaminantes mientras que todavía están en el vientre. El resultado es un niño que nace predispuesto a desarrollar asma, alergias, u otros problemas de salud.

El Cáncer. La Organización Mundial de Salud (World Health Organization) calcula que el 75-85% de todos los tipos de cáncer se relacionan con la exposición a la polución medioambiental, con el fumar y con la dieta. Se entiende que muchas personas se preocupan sobre los riesgos de adquirir cáncer por medio de los químicos que se usan dentro de la casa. Las Tablas 3 y 4 no hablan sobre los riesgos del cáncer, pero los resultados de las pruebas carcinogénicas algunas veces se pueden encontrar en las hojas del MSDS. Las hojas de MSDS están disponibles fácilmente para los que usan pesticidas profesionalmente. Para obtener las planillas de MSDS de los insecticidas comercializados de venta libre, es posible que tenga que ponerse en contacto con el número de teléfono para el consumidor del fabricante, indicado en la etiqueta. Los perfiles de información de pesticidas (PIPs) ofrecen información parecida a la de MSDS y están disponibles para muchos ingredientes activos: http://extoxnet.orst.edu/pips/ghindex.html

¿Qué pasa si sucede un Envenenamiento Debido a un Insecticida?

Consulte a un médico inmediatamente si aparecen síntomas anormales o inexplicables durante su aplicación o más tarde el mismo día. Los síntomas de envenenamiento debido a los insecticidas a menudo son parecidos a los síntomas de la gripe (dolor de cabeza, cansancio, mareo, náusea, retorcijones, y diarrea). Una persona que posiblemente haya sido envenenada no la debe de dejar sola. No espere que alguna persona se ponga peligrosamente enferma antes de llamarle a un médico o de llevarla al hospital. Es mejor ser demasiado precavido a que sea demasiado tarde. Lleve el contenedor del insecticida (o la etiqueta) al médico. La clave es el tratamiento rápido, mientras el tiempo sigue pasando después de haber sido expuesto, las posibilidades para sobrevivir disminuyen. Refiérase a la etiqueta en donde se hable sobre los signos y síntomas del envenenamiento de pesticidas (lo encuentra en inglés como Signs and Symptoms of Pesticide Poisoning) (disponible por la Extensión de la Universidad de Nebraska-Lincoln, EC-2505) y al Reconocimiento y el Manejo del Envenenamiento de Pesticidas (disponible en el Internet: http://www.epa.gov/oppfead1/safety/spanish/healthcare/handbook/handbook.htm) para más detalles sobre los envenenamientos de los insecticidas.

Si el número común de teléfono de emergencia está disponible en su área, hable inmediatamente al 911 en cuanto se sospeche que hay un envenenamiento de insecticida. Al mismo tiempo, la llamada puede ser conectada con el centro de control del envenenamiento. Ellos podrán darle instrucciones específicas sobre los procedimientos que se deben de tomar hasta que llegue el personal de emergencia. Si el número de teléfono común de emergencia no está disponible en su área, póngase en contacto con:

  1. El Centro de Control del Envenenamiento (o The Poison Center), 1-800-222-1222
  2. El hospital más cercano
  3. Un médico

Siempre lave con jabón y bastante agua la piel de la víctima que ha sido expuesta. Si no se trata la continua exposición puede dar como resultado la irritación a la piel. Si la ropa ha sido contaminada, especialmente por un insecticida que se absorbe fácilmente de manera dermatológica, remuévala inmediatamente.

Aunque aplique los insecticidas con cuidado, pueden suceder accidentes. Manténgase preparado. No espere a ponerse en contacto con las autoridades médicas si le sucede cualquiera de los síntomas de envenenamiento por insecticida. Más vale prevenir que lamentar.

La mayoría de los insecticidas que se usan para controlar a las cucarachas son mucho menos tóxicos que los insecticidas que se usan para otras aplicaciones. Cuando se aplican apropiadamente, son improbables de causar algún problema al que los usa. Sin embargo, use todos los insecticidas con precaución. Lea por completo la etiqueta del producto del insecticida y cumpla con todas las instrucciones que le dan.

Algunas veces las mascotas están en riesgo de los envenenamientos por un insecticida. Si usted sospecha que su mascota ha sido expuesta a un insecticida, póngase en contacto con su veterinario inmediatamente. Para información adicional, La Sociedad Americana para la Prevención de Crueldad hacia los Animales (The American Society for the Prevention of Cruelty to Animals o ASPCA, por sus siglas en inglés) tiene en el Internet un Centro de Control del Envenenamiento de Animales: http://www.aspca.org/site/PageServer?pagename=pro_apcc

¡Siempre Utilice la Ropa Correcta!

El minimizar la exposición es el primer paso para reducir el riesgo del envenenamiento por un insecticida. La clase de equipo de protección personal (EPP) que se necesita depende de la toxicidad del insecticida que se está usando y de la formulación (ej: líquido, polvo humectante, etc.). Algunas etiquetas específicamente indican que cierto tipo de ropa, equipo, la protección de los ojos, la protección para los pies y guantes deben de ser usados. Otras no incluyen ninguna información. En general, entre más tóxico sea un insecticida, es cuando más necesita protegerse a usted mismo con el EPP. Aunque la mayoría de los insecticidas para el control de cucarachas no tienen requisitos de EPP específicos, siempre se deben de tomar las precauciones necesarias. Los insecticidas líquidos a menudo son más peligrosos cuando se usan que las formulaciones secas. Se requiere protección adicional mientras se mezclan o se preparan los insecticidas. En los casos en donde tiene que haber una exposición de rocío prolongada, o donde la aplicación se hace interiormente se debe de usar protección adicional.

Ropa Protectora. Cuando la persona que aplica el insecticida (el aplicador) usa un rociador con un insecticida para las cucarachas dentro de la casa, ¿a dónde se va el rocío? La mayor parte se irá a donde el aplicador quiera que vaya, pero algo de insecticida rebota y le cae al aplicador. Los estudios han demostrado que un 80-90 por ciento de los insecticidas le caen al aplicador y se queda en sus manos y antebrazos. Con el simple uso de guantes y una camisa de manga larga se reduce drásticamente la exposición dérmica durante las aplicaciones.

Protéjase la Cabeza, los Ojos y las Manos
Figura 8-2. El uniforme básico. Al aplicar
los pesticidas: camisa de manga larga,
pantalones largos para protegerse
los brazos y las piernas, zapatos
y calcetines, y guantes. (B. Ogg)

Pero, en cualquier momento en que esté usando insecticidas, debe de usar por lo menos una camisa de manga larga y pantalones largos, o un overol (tejido a lanzadera) que le cubra completamente sus brazos y piernas. (Figura 8-2) Escoja ropa hecha de algodón en vez de las mezclas de algodón/poliéster. También se deben de usar zapatos y calcetines. Evite usar sandalias, chanclas, y zapatos de tela o de lona para minimizar la exposición de los pies a los insecticidas líquidos. Los zapatos de piel son adecuados en el uso de la mayoría de insecticidas.

Protéjase la Cabeza, los Ojos y las Manos. El protegerse la cabeza es aconsejable, especialmente si va a aplicar insecticidas arriba de su cabeza. En general, un sombrero de ala ancha es adecuado y es fácil de limpiar y le protege el cuello, los ojos, la boca, y la cara. Evite los sombreros con bandas para sudar ya que las bandas pueden absorber los insecticidas. Las gorras de estilo béisbol tienen cintas para el pelo que pueden absorber y retener los insecticidas.

Los insecticidas pueden ser fácilmente absorbidos por los ojos y pueden causarles daño. Use anteojos de seguridad o una máscara protectora (Figura 8-3) cuando tal indicación se encuentra en la etiqueta. Los guantes a menudo se necesitan para mezclar, para cargar y aplicar los insecticidas. Los guantes sin forro, de neopreno a prueba de líquido, butilo, PVC o nitrilo que cubren hasta el antebrazo son los mejores. Evite los guantes forrados porque el forro puede absorber los químicos y es difícil de limpiar. Los guantes de látex, comúnmente usados por el personal médico, no proveen la protección adecuada. Evite los guantes de algodón o de piel porque pueden absorber los insecticidas. En la mayoría de los casos, use guantes debajo de las mangas para asegurarse de que el insecticida no corra por las mangas y adentro del guante. Al trabajar con las manos arriba de la cabeza, enrolle la parte de arriba de los guantes adentro del puño de la camisa para asegurarse de que el insecticida no corra de los guantes hacia los antebrazos.

Protéjase la Cabeza, los Ojos y las Manos
Figura 8-3. Los insecticidas inyectados
en las grietas y hendiduras algunas
veces le rebotan a quien los aplica.
Para evitar esto, use anteojos
de seguridad. (B. Ogg)

Proteja sus Pulmones. Los pulmones y el forro de la parte exterior del sistema respiratorio fácilmente absorben los polvos y vapores de los insecticidas que se encuentran en el aire (Figura 8-4). Es por eso que la protección respiratoria es esencial cuando la etiqueta lo indique. La protección respiratoria se recomienda mientras que se mezcla y se carga un recipiente con insecticida, aunque la etiqueta no lo indique. Un respirador de cartucho es apropiado cuando la exposición es intermitente, tal y como la que se hace en las aplicaciones del control de cucarachas.

Los respiradores que se usan mientras se aplican los insecticidas deben ser aprobados por el Instituto Nacional para la Seguridad y Salud Ocupacional (NIOSH, por sus siglas en inglés,) y por la Administración de Salud y Seguridad de Minas (MSHA, por sus siglas en inglés,). Asegúrese de leer y seguir las instrucciones del fabricante para el uso y el cuidado de los respiradores. Los filtros, cartuchos y botes deben de ser aprobados para el uso del insecticida (ésos que son designados para remover y atrapar vapores orgánicos) y deben de ser reemplazados en intervalos adecuados. Inspeccione y pruebe los respiradores antes de usarlos para asegurar que estén bien ajustados en contra de la cara. Las partes del respirador que han sido expuestas se deben de limpiar después de cada uso, y los cartuchos se deben de guardar en un contenedor hermético. El Mantenimiento de la Ropa Protectora. Cuando se trabaja con los insecticidas, se debe de usar ropa limpia diariamente. Es mejor, si es posible, que reserve un juego de ropa para cuando trabaja con insecticidas. Lave y guarde por separado la ropa contaminada con insecticidas. ¡Remueva inmediatamente la ropa que se moja con insecticidas! El actuar rápidamente reduce la exposición al insecticida. Destruya la ropa (incluyendo los zapatos y las botas) saturados con insecticidas concentrados. Las gorras impermeables y resistentes a los químicos, guantes, botas, y anteojos de seguridad también se deben de lavar diariamente y deben de ser colgados para que se sequen. Hágale una prueba a los guantes llenándolos de agua y apretándolos suavemente para ver si tienen agujeros.

Evite inhalar el ácido bórico al usar una mascarilla para aplicar el polvo.
Figura 8-4. Evite inhalar el ácido bórico
al usar una mascarilla
para aplicar el polvo. (B. Ogg)

¡Lávese!

La buena higiene personal es esencial. El jabón y el agua son un seguro de vida barato contra la contaminación de los insecticidas. Lávese las manos y la cara a menudo cuando trabaja con los insecticidas. ¡Nunca fume, o coma, o beba, o use el inodoro después de manipular los insecticidas sin primero lavarse las manos! Báñese inmediatamente después de usar los insecticidas y antes de ponerse su ropa limpia.

Manipulación, Almacenamiento y Eliminación de los Insecticidas

Los insecticidas son una valiosa herramienta para el control de plagas, y como cualquier otra herramienta, se deben de usar con precaución y de manera responsable. Lea la etiqueta para determinar la mejor manera de manipular el insecticida.

Aunque se sigan los procedimientos apropiados, puede haber derrames de los insecticidas. El saber qué pasos se deben de tomar en el caso de un derrame de insecticida le permite responder rápido y apropiadamente. Ya que se haya limpiado el producto, usted debe de leer la etiqueta para saber las instrucciones específicas para eliminar la contaminación. Recuerde, siempre use ropa de protección apropiada cuando esté trabajando con derrames de insecticidas y limpie tanto sus herramientas como su ropa cuando haya terminado.

Guarde los insecticidas en un gabinete de artículos cerrado con llave y con un letrero fijado que indique el nombre de los contenidos y en donde los niños no los puedan alcanzar. Los insecticidas nunca se deben de guardar en un garaje, un sótano, u otros lugares que no se pueden cerrar con llave en su casa. Lea la etiqueta para el correcto procedimiento del almacenamiento.

El enjuagar correctamente los contenedores de los insecticidas reduce una posible fuente de contaminación en la tierra, en la superficie, y en el agua subterránea. Cuando ocurre la contaminación, las plantas y los animales pueden ser dañados y las reservas de agua son afectadas. La prevención de la contaminación ambiental siempre es mejor y menos costosa que la limpieza.

Cuando un contenedor vacío de líquido de insecticida se elimina según las instrucciones de la etiqueta, se debe de enjuagar apropiadamente. Enjuague tres veces el plástico, metal no-presurizada, y contenedores de vidrio que han contenido las formulas líquidas o de polvo humectante. Para un aerosol vacío, o los contenedores de cebo o polvo, sigua las instrucciones de la etiqueta para que sean eliminados apropiadamente. Refiérase al Safe Transport, Storage and Disposal of Pesticides (disponible por la Extensión de la Universidad de Nebraska–Lincoln, EC-2507) para más detalles.

Cosas Que Debe de Recordar

  • Lea y sigua todas las instrucciones de la etiqueta.
  • Guarde los insecticidas solamente en los contenedores originales, con su etiqueta.
  • Use la apropiada ropa protectora como lo indica la etiqueta.
  • Nunca use de nuevo un contenedor de insecticida para cualquier otra cosa.

Capítulo 9: Aplicaciones de Insecticidas


Manual Para el Congtrol de CucarachasManual Para el Control de Cucarachas

 

Las referencias para los productos o las compañías en esta publicación son para su conveniencia y no se deben de considerar como un apoyo de productos similares o de compañías similares.

Usted es responsable por usar los insecticidas de acuerdo a las instrucciones actuales de las etiquetas y de las leyes estatales y federales. Sigua las instrucciones exactas para proteger el medio ambiente y para proteger a las personas de la exposición a los insecticidas. El no hacerlo viola la ley.


Se puede comprar una copia completa del manual Cockroach Control Manual por pedido al University of Nebraska-Lincoln Extension in Lancaster County, 444 Cherrycreek Rd, Lincoln, NE 68528-1507. (402-441-7180).


Visit your local Extension office

For information on reproducing this article or using any photographs or graphics, read the Terms of Use statement)